Skip to main content

Posts

Showing posts from August, 2010

highlights from Malcolm Lowry. Gusto-Eu (parte I)

"Y su vida se había convertido en una quijotesca ficción verbal"...

"en cuánto a mí, me propongo desintegrarme cuando me plazca"...

"sino que vivía en el centro mismo de su culpa, una culpa que a todas luces, lo sustentaba de un modo inexplicable"..

"la débil reliquia de una pasión por la vida vuelta veneno, que no es sólo veneno enteramente, y que se ha convertido en tu alimento diario, cuando en la taberna...

"Die glocke glocke tönt nicht mehr"

"maldito brebaje, y esta horrenda sobriedad gélida y absoluta en que lo había sumido"

"como quieras. Trogon ambiguus ambiguus (...) dos ambigüedades deben constituir una afirmación"

"esto no debe ser muy distinto, se dijo, del sufrimiento de un demente"

"podría un alma bañarse en ella y quedar limpia o apagar su sed"

"lo voluntad del hombre es irreductible. Ni dios puede reducirla"

"El periodismo equivale a la prostitución intelectual mascu…

M-limited.

Ni decir.

es aquella aura de niño como el pozo vacío de un torpe sediento
el mismo torpe,

el asno que ni siquiera entiende y asocia lo primero que se le ocurre,
pero qué podría el saber de otras grietas inconexas,
miniaturas movedizas, reales en su filo o material,
simple material o ladrillo de rojizo barro para tejas.

pobres imagenes comercialmente lujosas
de semánticas salesianas como todo él
sus especulaciones heridas en el ojo

Su tono aburridamente decimonónico y autoritario,
su tono de toga y birrete empolvado
soberbio te supe desde el origen

sos el mismo que fuiste y nunca te diré
el de los collares
el de las cuentas de prejuicios blancos
el cura con cuello clerical policromo

aquel del parque bolognese: de vos sólo eso espero.

y soy feliz.

El gran retorno de la Mica Pelona (y supongamos el resto, suponiéndolo todo ;)

“El doctor le pone la mano en el capullo... y Micaela dice “Ay Doctor, suyo, suyo, suyo. Azúcar y pimienta clavitos de olor, se muere Micaela que llamen al doctor”, dale youtube o escuchala que te va a gustar...

Soye esa Mica, viene fierita ella... Pero antes de todo algunas aclaraciones para aquellos que necesitan la pizarra. Se le llama Mica a sujeto en cuestión por un asunto de codificación entre lectores, nada de menosprecio hay aquí, en todo caso estaría en tu cabeza pipe.
Vemos pues a una Mica más serena, con una propuestita relax, un tanto desganada, con su toque de jeans flojo y sabroso de domingo. Sin embargo no se le quitan dos mañas porque “lo lógico” sería decir que la Mica es la que lo sabe todo (primera maña)...ella está de médica examinando, e hilvanando los hilos que a la Mica le parece que siguen según su tripeo personal de cauce y orientación (y ojo con eso que es chiba), porque la Mica asume su guión de contra-discurso desde la parodia del discurso en cuestión y l…

el fólder verde

los pies de Adriana corren sobre las escaleras eléctricas del mall. Aprieta un fólder verde relleno de hojas blancas. Auras fantasmales o hebras de pelo se elevan en su cabeza, curvas de insomnio. Ella corre sin sistema de medidas en su mochila, o tal vez sí, esconde uno: la medida propia. Aquella vez también me dijo que tenía en su librero un libro de María Zambrano y un sinnúmero de libros de historia. Sus zapatos y jeans son más apretados que los míos, recuerdo que me comentó que ya no caminaba hacia atrás, a la guerra, a los límites con alambres de púas y que convivía con un pasado móvil en el ahora. La estoy observando desde el café cuando llega al tope y cae sobre una de las rodillas, las hojas vuelan como palomas perdidas, pero se levanta agitando la cabeza como si tuviera encendido el mp3 con música de burbuja meditativa y ahí va pepenando cada uno de los papeles. Ya se percató que la tengo en la mira. Se queda con la última hoja sin meterla al fólder y me sonríe. Se acerca y …

Brassai, Reunión de cráneos (1944)

Eduardo De Benito

Fotografía de Brassaï, que no aparece en la foto, ya que está tras la cámara. Gyula Halász (1899-1984) nació en Brassó (entonces Hungría) y tomó modificado ese nombre para firmar sus fotografías. En 1933 Henry Miller lo denominó “El ojo de París”. Tiene un interesante libro: “Brassaï, Conversaciones con Picasso”, Turner-Fondo de Cultura Económica, Madrid, 2002. La reunión fue motivada por la puesta en escena de “Le Désir attrapé par la queue”, una pieza teatral en 6 actos de Pablo Picasso. La lectura fue en la casa de Michel Leiris el 19 de marzo de 1944. con puesta en escena de Albert Camus. Los fotografiados se encargaron de dar vida a los personajes de la obra teatral.

La primera vez que se realizó una lectura pública de “Le Decir attrapé par la queue” fue el 19 de marzo de 1944, en el apartamento de Michel y Lousie Leiris, ubicado en la cuarta planta de una casa del quai des Grands-Augustins, a poca distancia del taller de Picasso. El director y responsable de es…